Ir al gimnasio no va de máquinas molonas, ni de si me descuentas la matrícula pagando un mínimo de tres meses, ni de si me haces un 25% de descuento pagando el año por adelantado.

Ir al gimnasio va de objetivos. De objetivos personales, de retos, de mejorar la forma física, de eliminar cintura, de perder peso o ganarlo… el objetivo es el que tú necesites. Nosotros, en DFA sólo tenemos una meta cada día, ayudarte a lograrlo.

Por eso no tenemos matrículas ni mínimos de permanencia. Sólo tenemos una meta: ayudarte a alcanzar tu objetivo y ayudarte a que recuperes el placer por el deporte.

Define tu objetivo!

Cuéntanos que te ha traído al gimnasio. Nuestra tarea es ayudarte a alcanzar esa meta.

Cuéntanos que objetivo quieres alcanzar y recorramos juntos el camino hasta lograrlo.

Ese es nuestro compromiso y eso nos hace diferentes. Te ayudaremos a alcanzar tus objetivos personales y los haremos nuestros.

Siempre, y cuando decimos siempre no queremos decir casi siempre, estaremos pendientes de ti para ayudarte a sacar el 100% de tu entreno.

Segunda diferencia: Ejercicios a tu medida

Nuestra experiencia nos ha demostrado que lo importante no son las máquinas sino las personas.

No se trata de levantar pesas sino de estimular tus músculos.

Aprenderás ejercicios que te harán recuperar el placer por el deporte:

  • Fáciles
  • Accesibles
  • Efectivos

Para tener un cuerpo saludable se debe realizar un plan de ejercicios adaptados a cada persona.

No existen alimentos “malos” sino dietas “poco sanas”. Una dieta saludable se consigue comiendo la cantidad correcta de alimentos.